TC 2000: Rossi, un piloto joven pero como los de antes

2

Matías Rossi - Foto: matirossi.com.ar

Le debía un post a Matías Rossi, quien este domingo, a los 23 años, se convirtió en bicampeón del TC 2000. Sí, en el bicampeón más joven de la historia de la categoría. Sí, en el primero que repite un título consecutivamente después de Juan María Traverso, nada menos.
No es casual, nada que ver. Voy a decir lo que siento a ver si coinciden: ver manejar a Rossi me divierte, me entretiene, me hace levantar de la silla. Como de vez en cuando lo hacen Guillermo Ortelli, Patricio Di Palma, Emiliano Spataro y Christian Ledesma. Y como otras tantas veces lo hicieron pilotos como Osvaldo Morresi, Juan María Traverso, Roberto Mouras y Oscar Castellano. Hasta ahí llegué, no soy tan viejo.
Rossi tiene el pie derecho bien pesado, pero aparte es arriesgado, no se conforma y mete el auto en el momento justo de una sola maniobra.
La carrera de este fin de semana es una muestra de ello: en la víspera de la definición, y con una ventaja casi indescontable, salió a clasificar e hizo la pole, que encima fue la primera y vale el dato. El domingo, en la clasificatoria, salió a todo nada y corriendo desde atrás sumó lo necesario como para ganar el título anticipadamente. Y más tarde, largando la final quinto, puso todo y se llevó también la carrera. Si eso no es garra y hambre…
Su doble corona es mérito de Darío Ramonda, quien vio en él buenas características y lo puso a que se formara en el TC 2000 (donde casi no se había subido) junto a Ledesma. Ramonda se fue, pero Chevrolet redobló la apuesta y hoy el discípulo (por llamarlo de alguna manera) superó al maestro. Hubo conflicto, claro, a ninguno de los dos le gusta perder y juntos -o separados, en este caso- pelearon los dos campeonatos locales más importantes. Pero al final hubo reconciliación y final feliz (que incluyó abrazo de reconocimiento), con un título para cada uno.
Rossi es humilde, sencillo y tímido. No se la cree y trabaja profesionalmente para estar ahí arriba. Parece un experimentado pero cuando se saca el casco un acné rebelde lo muestra aún como lo que es, un chico. Sin dudas que tiene mucho para dar y alguien lo sueña corriendo en Europa o EE.UU. Ojalá así sea y que surjan otros Rossi por el bien del automovilismo argentino.

Sobre el Autor

Amante de los autos desde chico y periodista desde los 20 años, conjugué pasión con oficio y en 2006 le di forma a este blog. Para saber más sobre mí hacé clic en la casita ->

Comentarios

  1. La verdad que coincido con los que decis, pese a ser hincha de Ford es un placer verlo correr a este pibe, corre como en Europa, me encantaria verlo arriba de un DTM o de un WTCC donde corren de verdad, no como aca que al que corre como se debe en general lo sancionan.
    Saludos

  2. AI Q GROSSO Q ES MATI, COMO LO AMO (LLL
    BRILLA SIEMPRE,
    ES UN GRANDE DEL AUTOMOVILISMO ARGENTINO,
    LASTIMA Q NO TIENE LA MISMA SUERTE EN EL TC,
    IGUAL LES RE CABIO A LOS D FORD !
    JA
    AGUANTE CHIVO LOKO !