Van por todo: los chinos también se quedaron con la marca De Tomaso

0

De Tomaso

Un millón y 50 mil euros, esa es la cifra que pagó un grupo inversor chino llamado Ideal Team Venture por la marca de autos italo-argentina De Tomaso, que salió a subasta en los tribunales de Turín. Tras años de penurias, rumores de regreso, de autogestión y de amagos con regresos a las épocas doradas, la firma creada en 1959 en Módena por el argentino Alejandro De Tomaso (1928–2003) migra a Oriente.

La empresa que dio origen a clásicos como el Pantera, el Mangusta y el Guarà, se declaró oficialmente en quiebra en 2012, tras años de arrastrar problemas económicos y con una nómina que llegó a tener 1.200 empleados.

De Tomaso Pantera GTS, uno de los modelos más recordados de la marca.

De Tomaso Pantera GTS, uno de los modelos más recordados de la marca.

Tres años antes parecía haber encontrado el rumbo de la mano de Gian Mario Rossignolo, un ejecutivo de Fiat, quien incluso exhibió planes concretos para fabricar un deportivo y un SUV.

A pesar de que llegó a presentarlo en el Salón de Ginebra 2011, bajo el nombre de Deauville Concept, nunca consiguió el capital para hacer frente a la producción del mismo.

De Tomaso Deauville Concept

El Deauville Concept fue presentado en 2011.

Hubo promesas de reapertura, supuestas ofertas chinas, italianas y suizas que terminaron en la nada hasta llegar a esta triste jornada en la que el abogado milanés Giampaolo Salsi, representante del consorcio Ideal Team Venture -con sede en las Islas Vírgenes y que opera en Hong Kong- realizó la mejor oferta, sin presentar un plan, y argumentando que la compañía ya produce autos y que continuará haciéndolo en China, ahora bajo la marca De Tomaso.

El consorcio italiano Eos también se presentó a la subasta y estuvo cerca de lograr el objetivo deseado, pero se detuvo al llegar a un millón y 40.000 euros.

El portón parece haberse cerrado para siempre y los trabajadores ven esfumarse la chance de retomar sus puestos. Y con el cierre parece haber terminado de la peor forma el sueño hecho realidad de un empresario que se dio el gusto de crear autos que combinaban diseño deportivo italiano con mecánicas V8 americanas y la impronta de las pampas (de ahí el emblema de la yerra).

Alejandro De Tomaso (1928–2003)

Alejandro De Tomaso (1928–2003).

Seguirá vivo el espíritu de Alejandro De Tomaso en los cientos de autos que se atesoran alrededor del mundo y que salieron de la imaginación de un “loco” que corrió en la vieja Fórmula 1, que años más tarde diseñó un auto para esa categoría (junto con Willians) y que llegó a tener un emporio industrial que incluyó a Maserati y Moto Guzzi.

“Una mala noticia”
Sergio Ciamparino, presidente de la región Piemonte, donde estaba radicada la fábrica, no dudó en afirmar que “la venta de la marca De Tomaso a los chinos no es una buena noticia.” Preocupado por el futuro de los trabajadores, Chiamparino señaló que “esto deja sin respuesta la cuestión de los 900 trabajadores y el futuro productivo de la empresa”.

“Los únicos perdedores son los trabajadores que después de 5 años de esperanza se quedan con un puñado de moscas”, coincidió el delegado gremial Mario Valiante. “Estamos decepcionados y enojados; está claro que el gobierno y también la región han fracasado para mantener una marca tan importante en Italia. Y lo que más lamentamos es que los autos se harán pero en China, no en Italia”, agregó.

Sobre el Autor

Amante de los autos desde chico y periodista desde los 20 años, conjugué pasión con oficio y en 2006 le di forma a este blog. Para saber más sobre mí hacé clic en la casita ->