Nuevo gobierno: las automotrices son optimistas y ponen el foco en divisas y mejorar el impuesto interno

0

En el marco de Encuentro de Líderes 2015 organizado por el diario El Cronista y la revista Apertura, los CEO de las principales automotrices radicadas en la Argentina reflexionaron sobre la actualidad del sector y las perspectivas de cara a 2016, que coincide con la asunción un nuevo gobierno nacional.

Panel de presidentes de automotrices

“El año que viene esperamos un mercado todavía más débil”, declaró Isela Costantini, CEO de General Motors Argentina y titular de la Asociación de Fabricantes de Automotores (ADEFA). Thierry Koskas, presidente de Renault Argentina, coincidió en que esperan “una estabilidad en producción y patentamientos”, mientras que el presidente de Ford Argentina, Enrique Alemañy dijo que no ve “una posibilidad de crecimiento en la producción”.

En relación al impuesto interno, Costantini expresó que es “un tema prioritario porque vence a fin de año”. Y opinó que “no creemos que el gobierno pueda sacarlo fácil y directamente por la manera en que lo pusieron (por ley); la idea es trabajar para mejorarlo y actualizarlo para que no impacte en relación a una posible devaluación y respecto del dólar”.

La falta de divisas y la deuda que las terminales acumulan con sus casas matrices fue uno de los aspectos más salientes de este jugoso encuentro. “Todas las marcas hemos dado prioridad a mantener la producción, cada dólar que conseguimos lo hemos destinado a eso” dijo Costantini y agregó que “tenemos una deuda acumulada que sigue creciendo. Todas las casas matrices han aportado, algunas más y otras menos. En GM hay muchas expectativas de sentarnos con el nuevo gobierno y que podamos resolverlo”.

Alemañy graficó de manera impecable la realidad de las terminales: “Tenemos una deuda acumulada vencida de u$s 2.100 millones, que equivalen a unas 200 mil unidades fabricadas que se vendieron y no se cobraron, o sea a un tercio de la producción”.

“Necesitamos saber si vamos a poder disponer de dólares para seguir produciendo, y que lo qe vamos a poder importar lo vamos a poder pagar”, dijo Alemañy, quien apuntó que “apuntamos a seguir cobrando hasta que este gobierno se vaya, cosa que en Ford ya no estamos haciendo” y puntualizó: “Entendemos que no vamos a poder cobrar de contado”.

“En mi caso hubo mucha respuesta de parte de mi casa matriz y mucho entendimiento, pero es algo que tenemos que resolver, es una mochila pesada que no se puede cargar demasiado tiempo”, dijo Koskas.

De cara a la liberación del tipo de cambio (del llamado cepo), anunciado por el presidente electo Mauricio Macri, los directivos coincidieron en que su impacto no será de consideración en los precios. “Habrá un traslado a precios pero bastante menor que la devaluación”, dijo Alemañy, mientras que Costantini y Cristiano Rattazzi, presidente de FCA Argentina, reconocieron que puede que haya “coberturas ya hechas” por los concesionarios debido a que “la realidad del concesionario es diferente al de la terminal”.

Daniel Herrero, titular de Toyota Argentina, se diferenció de sus colegas, argumentando que “en Toyota no permitimos que los concesionarios se excedan en los precios por eso tenemos un acuerdo en toda la cadena de valor”.

“A la Argentina le conviene tener un dólar más alto y liberado”, opinó por su parte Rattazzi, quien aprovechó para remarcar que no avizora “problemas con los sindicatos, ellos siempre han colaborado y se mostraron interesados en tener las plantas fabricando”.

A nivel acuerdos regionales y eventuales nuevos tratados de libre comercio, Herrero manifestó que “hoy en día los tratados de libre comercio son globales” y “uno tiene que alinearse porque el futuro es eso” y “uno para ser fuerte tiene que ser fuerte regionalmente”. A su vez destacó la relevancia de que actualmente en América Latina “sólo México, Brasil y Argentina producen autos”.

A su turno, Rattazzi advirtió: “No estemos sólo con Brasil, abrámonos a otros mercados, porque ya vimos que sólo con Brasil entrenamos en esta suerte de ‘festival’ de la no competitividad”.

Optimismo general
Los cinco representante de las terminales se mostraron optimistas con la llegada del gobierno de Mauricio Macri y dejaron sus apreciaciones al respecto.

Isela Costantini: “Estamos optimistas, los primeros seis meses serán para adecuarse, pero lo importante es que vamos hacia un camino de mayor previsibilidad y mayor competitividad“.

Thierry Koskas: “La llegada de un nuevo gobierno es una buena oportunidad para plantear las problemáticas del sector. Es una posibilidad que tenemos para mejorar la competitividad de cara al futuro; lógicamente estamos preocupados cómo pasar el corto plazo, pero la industria automotriz es de largo plazo.

Enrique Alemañy: “Venimos con buenas cifras, liderando la producción y de la mano de una serie importante de lanzamientos, el año próximo deberíamos tener oportunidades de crecer; tenemos que revisar toda la cadena de valor para ser primero competitivos en toda Latinoamérica y después en el resto del mundo.

Cristiano Rattazzi: “Temo ser repetitivo con mis colegas pero estoy muy optimista; me encanta que el país vuelva a ser normal, serio, lejos de políticas raras y malas e integrado al mundo del cual Argentina merece participar. No será fácil, va a haber momentos difíciles pero somos optimistas de cara al futuro”.

Daniel Herrero: “Yo no tengo problema en reiterar lo que dijo Cristiano: soy optimista; es el momento de trabajar seriamente en un proyecto de largo plazo, y pensando en infraestructura, logística y energía para que eso nos permita seguir creciendo“.

Sobre el Autor

Amante de los autos desde chico y periodista desde los 20 años, conjugué pasión con oficio y en 2006 le di forma a este blog. Para saber más sobre mí hacé clic en la casita ->