Campos de crema en el autódromo porteño

10

Este sábado se llevará a cabo una nueva edición de Creamfields en Buenos Aires, la fiesta de música electrónica más popular del mundo. Esta vez, el éxtasis (perdón, la movida) tendrá como escenario el Autódromo de la Ciudad de Buenos Aires.

Sí, el mítico escenario porteño que vio correr a Juan Manuel Fangio y a tantos otros campeones internacionales; sí, la Catedral del automovilismo que lleva el nombre de Oscar Gálvez recibirá a miles de jóvenes con ganas de escaparse por unas horas de la realidad a cambio de una entrada general de 140 pesos y después de consumir mucha… agua mineral. A todos ellos, que seguramente nunca se tomaron el 21 para ver una carrera de TC colgados del alambrado, está dedicado mi post irónico de hoy. El que lo entiende, lo entiende y el que no, va a Creamfields.

Creamfields en el autódromo - Fotomontaje: Cosas de Autos Blog

Sobre el Autor

Amante de los autos desde chico y periodista desde los 20 años, conjugué pasión con oficio y en 2006 le di forma a este blog. Para saber más sobre mí hacé clic en la casita ->

Comentarios

  1. El lugar ideal para hacer un “test-dance” con las “Mercedes-Benz”, “Mitsubishi”, “Honda”, “Hyundai”, etc.

    Di Palma´s Brothers son lo más !!

  2. El nombre de un disco de Babasónicos resume perfectamente el evento en relación al lugar donde se lleva a cabo: Dopádromo.
    🙂

  3. Qué boludazos que son todos, como meten a todos en la misma bolsa… piensan que todos los que van a Creamfields son drogones o no saben nada de fierros. Dios, así estamos… Igual, soy fanático del blog pero no quería dejar de expresarles esto…Saludos! Martín

  4. Martín, obvio que no hay que meter a todos en una misma bolsa y que lo mío (como puse en el post) es una ironía. Pero hay una realidad y no podemos dejar de señalarla para que no se sigan matando chicos como moscas. Esperemos que salga todo bárbaro y que a ninguno se le despierte un piloto de carreras a la madrugada y ande haciendo pavadas por la General Paz.
    Gracias por ser “fan” del blog, se hace lo que se puede.

  5. Martín
    No te enojes por los comentarios y disfrutá de Creamfields a tu manera.
    Yo creo que se puede disfrutar de la música sin necesidad de drogarse, pero hay quienes no piensan lo mismo y prefieren experimentar con su propia vida.

    Saludos

  6. Por eso Lucho, nada mejor para viejos como nosotros que comernos un pacú en la costanera rosarina con un buen vino mendocino, ¿no?
    Ya lo vamos a hacer, es cuestión de tiempo.

    Abrazo!

  7. Costanera rosarina, vino mendocino, pacú… eso sí que es “transgresor” para mí. Hace varios meses que no “experimento” con algo semejante (desde el 1º de mayo para ser exacto).
    Será cuestión de patear el tablero (chan!!)

    Un abrazo!!

  8. Excelente el montaje mi amigo eh! Yo fui a la Creamfields, más que nada motivado por mi novia que iba y la verdad que me gustó… Me trajo recuerdos de cuando mi viejo me llevó al autódromo a ver TC… a mí no se me movió un pelo, no me copan mucho las carreras, pero sin embargo es un buen recuerdo que tengo y volver ahí después de tantos años me resultó lindo (me puse melanco, sorry jeje).

    PD: si la memoria no me falla esa carrera la ganó Hernández, con Chevrolet… aunque mi viejo quería que gane Aventín o alguno con Ford, jeje.
    PD2: por haberme bancado la carrera, al otro fin de semana me llevó a la bombonera a ver Boca – Mandiyú (goles de Walter Perazzo).

    Saludos!