#Cine y autos: la historia detrás de las 4×4 de «4×4»

0

4x4 - Peter Lanzani

«Tengo un amigo que es director de cine y necesita una camioneta para una película que va a filmar, no sé si lo conocés, se llama Mariano Cohn…» Así empezó todo, con una llamada teléfonica de esas que uno recibe de tanto en tanto. Esto fue en junio de 2017.

Claro que lo conocía a Cohn por sus trabajos anteriores («El hombre de al lado» y «El ciudadano ilustre») así que hice lo que (casi) siempre hago, le di el ok para que le pasara mi contacto y me llamara. Pero Cohn nunca me llamó. «¿Cómo que no te llamó? ¡Qué bolas!», me dijo Luciano una semana después y apuró el contacto entre su amigo del colegio y quien escribe.

Nunca nos habíamos visto pero ambos sabíamos del otro. Cohn es inquieto, observador y le gustan los autos, por eso había leído varios posteos de Cosas de Autos, y uno en particular. El del 18 de marzo de 2016 que lleva por título «Un ladrón le quiso robar su 4×4 y lo encerró en su interior a través de una alarma» (ver acá).

Ése hecho delictivo tan particular que pasó en Córdoba y del cual los medios nos hicimos eco, fue el disparador para escribir el guión de «4×4 Bienvenido a bordo», el thriller que se estrena hoy en Argentina y España, con Mariano Cohn como guionista y director.

Como pueden ver en el trailer (y sin necesidad de spoilear), Cohn necesitaba algo más que «una camioneta». Necesitaba al menos tres, en lo posible idénticas, y al menos a una de ellas había que cortarla toda para poder hacer la puesta de cámaras como se había imaginado. «Quiero cortarle el techo, que se puedan remover las puertas y el portón trasero para las distintas tomas», me dijo entusiasmado en la primera charla por teléfono, y a los 10 minutos ya me había enviado el guión por mail.

Como suelo hacer (casi) siempre, no pude con mi genio y con mi libreta en la mano sugerí varias correcciones vinculadas a la historia alrededor del vehículo. ¡A quién se le ocurre hacerle eso a un director de cine enamorado de su proyecto! Cuando nos vimos por primera vez fui con las anotaciones y a Cohn le encantó ese atrevimiento y enseguida me dijo generoso: «Quiero que trabajemos juntos».

Y al rato ya no era sólo en una película sino en dos: «En 20 días semanas empezamos a filmar con Gastón (Duprat, su socio) otra peli en la que hay algunos autos. Fijate si nos podés dar una mano también ahí». Esa película es «Mi obra maestra» y contra-reloj logramos que una marca premium se sumara al proyecto (ver acá) y ambas partes quedaron más que satisfechas.

En «4×4» todos los autos en escena salieron de una convocatoria que se hizo en este blog, y se consiguieron las «camionetas» que Cohn precisaba. Obviando los detalles, no resultó simple, fueron varios meses con idas y vueltas pero el producto final ya están en los cines y será un éxito de taquilla.

Set de filmación de 4x4

Caluroso verano de 2018: el equipo trabaja en el set de filmación de «4×4». Todo pasa a bordo de la Predator.

Para el público en general pasarán desapercibidas pero para los «enfermos» de los autos y ultra detallistas hay algunas licencias que fueron necesarias para lograr contar una historia complicada, nunca antes abordada en el cine argentino.

En lo particular, agradezco haber atendido el teléfono ese día, haber podido conocer otro mundo y aportar algo de mi conocimiento del mundo de los autos. Ojalá se repita la experiencia, a por eso.

4x4 Cohn trabajando

Pudimos darnos el gusto de pasar una jornada completa de filmación en un set de primer nivel.

4x4 Predator

Para saber por qué quedó así el portón de la Predator hay que ir al cine.

Sergio Cutuli.

Sobre el Autor

Periodista desde 1994 y amante de los autos de toda la vida. En 2006 le di forma a este blog. ¿Más datos? Clic en la casita ->