Tag Archive | "Reutemann"

Tags: , , , , , , , ,

De remate: Porsche compró el autódromo de Kyalami y Jaguar una colección de 543 autos

Posted on 29 julio 2014 by Sergio Cutuli

Dos grandes de la industria salieron de comprar y en sendas subastas se quedaron con lotes únicos. Nos referimos a Porsche y a Jaguar que compraron nada menos que el autódromo de Kyalami en Sudáfrica y una colección de 543 Jaguar de todas las épocas, respectivamente.

La filial sudafricana de Porsche -que no es parte del Grupo VW sino un importador- se impuso en una subasta en Johannesburgo en la cual salió a la venta el tradicional trazado que supo recibir a la Fórmula 1 hasta 1993, y que corría peligro de ser destruido. Según informó la agencia Bloomberg, pagó unos 205 millones de rands, equivalentes a u$s 19.5 millones.

Autódromo de Kyalami en Sudáfrica

Lejos de lo que se pensaba, Porsche se hizo con el “lote” en menos de un minuto y por una cifra inferior a la que se barajaba en la previa. Chalwin-Milton, director general de The High Street Auction Co. confirmó la operación y la indentidad del comprador, y al mismo tiempo adelantó: “Porsche Sudáfrica fue el adjudicatario. Ellos van a mantenerlo como tal. Creo que van a desarrollarse alrededor de la pista, algo que a su vez aumentará el valor para los propietarios”.

El predio tiene 72 hectáreas y pertenecía a una empresa en liquidación, se rumoreaba que con el auge inmobiliario podía llegar a duplicarse el valor obtenido como reserva pero el interés del importador de Porsche parece haber cambiado los planes.

Reutemann en Kyalami en Sudáfrica

Kyalami es un circuito cercano a los argentinos ya que allí ganó Carlos Alberto Reutemann; fue en el Gran Premio de Fórmula 1 de 1974, el cual no otorgaba puntos por el campeonato del mundo. Al año siguiente (foto) y en 1982, el santafesino subió al segundo escalón del podio en el GP de Sudáfrica.

Una colección única
Jaguar, en tanto, le dio un jugoso cheque (sin develar la cifra) al coleccionista privado James Hull, un odontólgo británico de 53 años amante de los autos que durante décadas se encargó de comprar algunas unidades muy especiales.

“Es la obra de toda una vida”, reconoció Hull que vio con buenos ojos que todos esos autos se quedaran en su país y no se dispersaran por el mundo. Entre ellos hay más de 130 modelos de Jaguar entre los que se destacan 30 Mark, más de 20 XJ, 19 XJS, varios C-Type, ocho E-Type y un D-Type; además hay varios Swallow Sidecars y Austin Seven con carrocería Swallow, todos ellos en perfecto estado de conservación, incluyendo modelos pre-Guerra como un KXSS, y unidades que fueron propiedad de Winston Churchill y Elton John.

La colección de autos de Hull

La colección de autos de Hull.

“Viajar por el mundo para construir la colección en los últimos años ha sido un trabajo de amor y una vida de trabajo, así que mi principal motivación no era obtener el precio máximo, sino más bien asegurar el futuro de la colección en este país con el propietario adecuado”, declaró Hull que le entregó las llaves de sus niños mimados a Jaguar Special Operations, la división de la marca encargada de proteger el patromonio histórico.

Hull, que guarda sus autos en galpones en Herefordshire, le ganó tres batallas al cáncer y ahora quiere descansar. En mayo (ver nota) se hablaba que pedía 100 millones de libras esterlinas, unos u$s 170 millones por su colección de autos, la más grande de Gran Bretaña.

La colección de autos de Hull

comentarios

Tags: , , , , , ,

Cine: aunque no te gusten los autos tenés que ir a ver “Rush”

Posted on 31 octubre 2013 by Sergio Cutuli

Cine: crítica de Rush

Nos la pasamos hablando, viendo y escribiendo todo el tiempo de autos. De calle y de carrera. Vemos películas, programas de TV, documentales, videos virales y comerciales de todo tipo. Pero aún así, por suerte, todavía nos sorprendemos gratamente. Anoche, gracias a la invitación de Goodyear Argentina, estuvimos en la avant-première de “Rush, pasión y gloria”, que se estrena este 31 de octubre en los cines argentinos.

Cuando leí por primera vez acerca de “Rush”, busqué y encontré la entrevista a su director, Ron Howard, que le hizo el sitio de Formula1.com y la publiqué acá. Allí, el ganador del Oscar por “Una Mente Brillante”, contaba apenas una parte de lo que finalmente logró.

Escena de Rush

Howard trabajando frente al auto de Hunt (Chris Hemsworth).

Por entonces, reconozco que era escéptico con lo que podría ser un film muy pretencioso, o que no se ajustara a la realidad con tal de ganarse a los estadounidenses. Sin embargo Howard, a pesar de haber nacido en EE.UU., hizo una película apta no sólo para un público de cualquier nacionalidad sino que incluso resulta atrapante para quienes no gustan de los autos o jamás vieron una carrera.

Así la vio Cosas de Autos
Fui acompañado de mi esposa quien, vale aclarar, conocía poco y nada acerca de Niki Lauda y nunca antes había escuchado nombrar a James Hunt. En la previa, la subestimé tanto a ella como a la película, y temí que se aburriera. Nada de eso pasó, ni con mi esposa ni con las decenas de personas que coparon la sala y no dudaron en aplaudir al cabo de las dos horas de relato.

La lucha por el campeonato de 1976 de la Fórmula 1 entre el austríaco y el inglés es el centro de la historia. Pero aparecen también en juego los miedos, los egos y las presiones de dos personajes que sintieron el deporte y eligieron vivir de diferente manera. O de modos opuestos, si cabe.

Era de esperar que mi mujer me tomara la mano al ver una escena de sangre, o que cerrara los ojos al ver la dura que fue la recuperación de Lauda, tras el accidente que le desfiguró el rostro. Sin embargo, no esperaba que ella me apretara el brazo cuando en la pantalla el piloto de Ferrari aceleraba a fondo intentado superar a un rival en su regreso a las pistas. O ver que se emocionara con el dramático triunfo de Hunt.

Howard cuidó de los detalles y eso se valora mucho cuando se trata de algo que muchos vimos, aunque sea en fragmentos, como la tipografía del videograph que marcaba los puntos del campeonato, las repeticiones (con imágenes reales) en blanco y negro de los accidentes en los televisores y el sonido de los motores V12. Ni que hablar de la caracterizaciones (¡Daniel Brühl es igual a Lauda!).

Escena de Rush

No hay golpes bajos, no hay baches, la tensión no cede. Y aunque uno sepa todo el tiempo lo que va a pasar, está expectante al igual que aquel que no tiene idea de lo que pasó o si alguna vez existieron esos tipos de apellidos raros como Scheckter, Ickx o Regazzoni, que se jugaban la vida cada fin de semana en “ataúdes” con ruedas.

Así que usted señor, deje de lado sus prejuicios y lleve a su esposa al cine. O usted señora, anímese a invitar a su marido a ver “una de acción”, que quizás esta vez los dos se lleven una grata sorpresa, como me paso a mí.

Entrevista a Daniel Brühl (Lauda) en español

Reflexiones
Reflexión 1: quizás esta película sirva para tomar relevancia de la importante carrera deportiva del argentino Carlos Reutemann, quien no sólo “sobrevivió” corriendo durante una década (1972 a 1982) en la Fórmula 1 sino que además lo hizo de manera muy destacable, ganando 12 carreras y obteniendo un subcampeonato.

Reflexión 2: qué difícil es, para quienes crecimos viendo la Fórmula 1 que muestra Rush, conformarnos con la Fórmula 1 de estos días. Y cómo uno entiende el diálogo en el que Hunt le dice a Lauda: “No seas tan profesional, le haces mal al deporte”.

Lauda y Hunt

Los verdaderos protagonistas: Lauda y Hunt.

comentarios

Tags: , , ,

La Fórmula 1 de luto: murió Sid Watkins, el histórico médico de la categoría

Posted on 13 septiembre 2012 by Sergio Cutuli

Sid Watkins y su Acura usado como Doctor Car en los 90´s.

Sid Watkins y su Acura usado como Doctor Car en los 90´s.

A los 84 años dejó este mundo el británico Sid Watkins, el histórico neurocirugano que fuera delegado médico de la Fórmula 1 durante 26 años, responsable en pista y fuera de ella de la seguridad de los pilotos, como el desarrollo del sistema HANS para proteger el cuello.

Watkins, quien se había retirado de la máxima en 2005 y que hasta diciembre de 2011 fue presidente del Instituto FIA, era conocido por usar el buzo antiflama con la leyenda Doctor y ponerse al mando del Doctor Car ante cualquier accidente, donde era el responsable de las primeras intervenciones.

Fue partícipe en los rescates de los pilotos Didier Pironi, Martin Donnelly, Karl Wendlinger, Rubens Barrichello y Mika Häkkinen, entre otros, y sufrió muchísimo al no poder hacer nada por su gran amigo, Ayrton Senna, en el accidente del Gran Premio de Imola de 1994 en el que el brasielño perdió la vida.

Watkins habla de Reutemann
En una serie de entrevistas que se le realizaron a Sid Watkins, repasando su contacto con diversos pilotos, el británico habló del argentino Carlos Alberto Reutemann, de quien contó la siguiente anécdota.

“Reutemann siempre me pareció un enigma y una persona difícil de llegar a conocer. Siempre parecía distante, introvertido y seguro de sí mismo, aunque si las cosas no iban bien, era el paradigma de la tristeza. Tras su retiro, descubrí que tenía matices ocultos, y que su sosegado aspecto externo guardaba un espíritu interior que podía revelarse de forma inesperada y desaforada”.

“Falto de un piloto experimentado para que me condujera durante la primera vuelta del Gran Premio de Kyalami de 1985, coincidí con Carlos y le invité a conducir. Para mi sorpresa accedió, a condición de poder probar los dos autos que habían sido preparados para este propósito por un conocido fabricante. Por medio de Derek Ongaro, el delegado de seguridad de la FISA, organizamos la prueba, y partimos, con John Pringle, el oficial médico en jefe, en el asiento trasero. A través de las eses del viejo Kyalami, Carlos llevaba el coche al máximo de sus posibilidades, y la dirección no respondía a pesar de girar el volante al máximo hacia ambos lados. Carlos calificó el auto como ‘una mierda’ y preguntó cómo Bernie no podía conseguir un mejor vehículo para esa misión.”

“Al volver al pit lane, el auto perdía todos los líquidos que llevaba por todos los escapes posibles. Carlos dijo: ‘no es bueno, probemos el otro’. Un comportamiento similar, seguido de comentarios similares, pero al final de la prueba, el coche parecía intacto. ‘OK’, dijo. ‘Volveré antes de la vuelta de reconocimiento’. Y así lo hizo, pero el baqueteado coche no volvió a arrancar. El tiempo se estaba acabando, ya que los monoplazas ya estaban dando las vueltas de instalación en los 15 minutos anteriores a la formación de la parrilla de salida. En este punto se hizo necesario buscar soluciones alternativas, así que corrimos hacia el estacionamiento que estaba justo al lado del paddock, mirando las filas de autos estacionados en busca de alguno que tuviera las llaves puestas en el contacto.”

“Afortunadamente, encontramos un lindo sedán familiar de 4 puertas. Carlos se subió y lo condujo hasta el muro. John y yo trasladamos todo el equipo médico, y estuvimos listos para empezar. Sólo había un problema: el tiempo se había acabado y ya no nos era posible dar la vuelta al circuito para situarnos en la parte posterior de la parrilla antes de que diera comienzo la vuelta de reconocimiento. Carlos situó rápidamente el auto en el asfalto y manejó marcha atrás por el lateral de la parrilla de salida mientras los mecánicos abandonaban la pista, con la bandera verde a punto de ser ondeada. Nos ubicamos en nuestra posición llenos de felicidad y esperamos a que los monoplazas dieran la vuelta de reconocimiento y volvieran para tomar la salida.”

“A fondo hacia la primera curva, bajar la colina, y alrededor de Sunset –por supuesto, estábamos siendo superados de lejos y no teníamos esperanzas de completar la vuelta. En la base de la colina, antes de las eses, nos detuvimos y vimos a los participantes subiendo la colina por Leeuwkop y hacia la recta de pits. Todo sucedió de forma segura, así que atajamos por un camino interior y volvimos a nuestra base en la entrada del pitlane.”

“La carrera finalizó sin problemas. Una vez finalizada, sacamos el equipo y devolvimos cuidadosamente el auto a su sitio, dando las gracias a un dueño desconocido y desconocedor, cuya valiosa posesión nunca más volvería a ser la misma. Durante todas estas aventuras pude ver a Carlos sonreir algunas veces, y le oí reir de verdad cuando requisamos el auto. Matices ocultos, pensé para mí, pues nunca antes lo había visto demostrar que se estuviera divirtiendo.”

comentarios

Tags: , , ,

Edición especial de Ruedas Clásicas: argentinos que corrieron en F-1

Posted on 25 junio 2012 by Sergio Cutuli

Tapa de Ruedas Clásicas de julio 2012

La ya tradicional revista Ruedas Clásicas está en la calle con una nueva Edición Especial dedicada a los pilotos argentinos que corrieron en Fórmula 1, desde su institución a partir de 1950.

La publicación dirigida por Hugo Semperena realizó un trabajo de recopliación de datos sobre los 21 pilotos -con excepción de Juan Manuel Fangio, a quien el año anterior le dedicó una Edición Especial- que compitieron en la máxima.

Fotos inéditas, testimonios de figuras del automovilismo, anécdotas y recuerdos y -fundamentalmente- dos entrevistas realizadas a los dos argentinos que fueron subcampeones del mundo de Fórmula 1: José Froilán González y Carlos Alberto Reutemann, quienes tienen una presencia destacada en la revista.

Vale la pena coleccionar este tipo de ediciones que repasan la rica historia del automovilismo argentino y que homenajean en vida a grandes pilotos como Lole y Froilán.

Edición especial de Ruedas Clásicas: argentinos que corrieron en F-1

comentarios

Tags: , , , , ,

Fórmula 1: a 30 años de su último triunfo, habla Carlos Reutemann (audio)

Posted on 17 mayo 2011 by Sergio Cutuli

Vale la pena mirar por el espejo retrovisor de la historia para dimensionar lo que se tuvo y hoy se extraña y quizás no se valora como se debería. Hace 30 años, el 17 de mayo de 1981, Carlos Alberto Reutemann ganaba en Bélgica su último Gran Premio en la Fórmula 1 y -sin saberlo- sería hasta hoy la última victoria para a Argentina.

Reutemann en el podio de Zolder 1981

Jacques Laffite y Nigel Mansell completaron el podio de esta carrera que dejó al Lole en la cima del campeonato. Atrás había nombres tan o más “pesados” como los de René Arnoux, Keke Rosberg, Alain Prost, Riccardo Patrese, Jean Pierre Jabouille, Alan Jones, Andrea de Cesaris y Nelson Piquet.

Las crónicas indican que fue una carrera inteligente y dejó a las claras el dominio y el talento de Reutemann durante todo el fin de semana donde -por única vez en su historial- consiguió pole position, tanques llenos, carrera y hasta el récord de vuelta. Sin embargo, por esas cosas de la vida, no hubo motivos para que el Lole celebrara; es que la tragedia sobrevoló Zolder desde el viernes cuando el mecánico Giovanni Amadeo, del equipo Osella, tropezó en los boxes y fue atropellado por el santafesino, ocasionándole la muerte.

Reutemann recordó su última victoria – “Sobre Ruedas” – FM 91.5 de Santa Fe

En la largada del domingo la televisión mostró un accidente que a priori pareció aún más dramático, cuando un auxiliar de Arrows fue embestido en plena grilla cuando de manera temeraria se ubicó detrás del auto de Patrese y fue chocado por su compañero de equipo, Siegfried Stohr. La imagen de la desesperación de Stohr dio la vuelta al mundo pero por fortuna el mecánico sólo sufrió algunas fracturas.

En su paso por la Fórmula 1, Reutemann acumuló 144 presentaciones, siempre clasificó para largar, cosechó 12 victorias puntuables, 2 no puntables y 6 pole positions. Al témino de la temporada 1981 pudo haber conseguido la corona pero su jefe de equipo Williams, Frank Williams, no le dio el apoyo necesario por haberse negado a ser segundo piloto de Alan Jones.

comentarios

Tags: , , ,

Fórmula 1: a 30 años del incidente Jones-Reutemann

Posted on 29 marzo 2011 by Sergio Cutuli

La imagen del cartel que daba la orden de equipo dio la vuelta al mundo

El 29 de marzo de 1981 puede ser una fecha más para muchos pero debería ser histórica por aquellos que gustamos del automovilismo. Hace exactamente 30 años, Carlos Alberto Reutemann se imponía en el Gran Premio de Brasil de Fórmula 1 bajo una intensa lluvia. Sin embargo, aquella carrera no es recordada por su triunfo que incluyó la pole position en la jornada anterior, sino por la orden de equipo que el argentino desobedeció.

Reutemann adelante, Jones detrás.

A pesar de estar peleando el campeonato, Reutemann era el piloto número 2 de la escudería dirigida por Frank Williams, detrás del campeón vigente, su compañero de equipo, Alan Jones. El santafesino, que lideró con pericia durante toda la competencia, no acató un cartel que le mostraron desde los boxes a falta de nueve vueltas; las primeras cuatro letras de su extenso apellido aparecián debajo de las del australiano. “JONES-REUT”, sólo eso rezaba la señal que era sostenida por un ladero de Williams.

Pasa Reutemann sin mirar el cartel que le muestran en boxes.

La baja visibilidad a causa de la lluvia fue la excusa que esgrimió el Lole al cruzar la meta delante de su compañero al cabo de los 62 giros, uno menos de lo previsto ya que la carrera terminó por tiempo (2 horas); Jones no ocultó su enojo y desistió de subir al podio a buscar su premio, por lo que al momento de la premiación sólo estuvieron Reutemann y Ricardo Patrese.

Reutemann acompañado de Patrese en el podio de Brasil. Jones no fue.

“Nunca vi ningún cartel. La carrera fue difícil porque llovía todo el tiempo y había que concentrarse en el auto para no cometer el más mínimo error”, declaró el Lole a la revista Corsa. Este atrevimiento, este incumplimiento, esta rebeldía quizás a la postre le haya valido a Reutemann nada menos que el campeonato mundial que tanto perseguía, ese que se le escapó en la última carrera de la temporada por apenas un punto, después de un fin de semana en el que su propio equipo le quitó el apoyo necesario para quedarse con la corona.

Ese campeonato esquivo será una espina clavada para siempre en su injustamente poco reconocida carrera deportiva. Sin embargo, este triunfo inobjetable quedará registrado en lo más alto del palmarés del argentino junto con su triunfo en Mónaco del año anterior, parte de sus 12 victorias en la máxima sobre 144 presentaciones. Demostró talento al volante y decisión en su afán por conseguir su objetivo; no le salió, pero lo intentó.

Testimonios
La revista Corsa Nº 774 reflejó la carrera y tituló “‘Desobediente’ Reutemann: Victoria y polémica”. La crónica, como era costumbre por aquel entonces, estuvo a cargo del recordado periodista Germán Sopeña, quien cubrió gran parte de la carrera de Lole alrededor del mundo. Su nota llevó como título “La rebelión de Reutemann” y comenzaba con una pregunta: “¿Se arrepentirá Reutemann de esta victoria en lo que queda de 1981?” La respuesta es por todos conocida.

Las tapas de la revista Gente que reflejaron el incidente Jones-Reutemann.

En tanto, la revista Gente Nº 819 del 2 de abril de 1981 tituló en su tapa un fuerte textual del santafesino: “Ya regalé una carrera, dos no”. Adentro, la nota -ilustrada con el ya famoso cartel y las caras del Lole, su compañero de equipo y su jefe- decía: “Reutemann ganó pese a Jones, a Williams y a un cartel”. Gente, en aquella época donde no existían el videocable ni los canales especializados, no quería quedarse afuera de vender un buen número de ejemplares de la mano de los sucesos deportivos del momento. Por eso, días después con motivo del GP de Argentina, se repitió el tema con la famosa foto de Reutemann sosteniendo el mismo cartel pero con el orden de los nombres invertido.

Resumen del GP de Brasil de 1981

comentarios

Tags: , , ,

Mazzacane giró en La Plata sobre el Williams de Reutemann (ver video)

Posted on 15 noviembre 2010 by Sergio Cutuli

Gastón Mazzacane sobre el Williams de F-1 ex Reutemann -  Foto: ACTC.

Gastón Mazzacane puede considerarse un hombre afortunado: corrió en monopostos en Europa, llegó a la Fórmula 1, de la escudería Minardi recaló en Prost (donde tuvo trato con el ex campeón mundial) y tras alejarse del automovilismo de alta competencia regresó al país para continuar su carrera en diversas categorías, y últimamente corre en camiones en Brasil, en la Fórmula Truck. También puede considerarse afortunado porque no hay registro de su paso como co conductor de TV de un programa de autos en el cual volcó una unidad que estaba probando.

Gastón Mazzacane sobre el Williams de F-1 ex Reutemann - Foto: ACTC.
Gastón Mazzacane sobre el Williams de F-1 ex Reutemann - Foto: ACTC.

Este fin de semana, Gastón sumó un nuevo motivo a su cosecha de orgullos personales: se puso al volante del Williams-Cosworth W07B/8, el cual corrió Carlos Alberto Reutemann en la temporada 1980 de la Fórmula 1. El auto, como les conté hace unos días, pertenece al empresario argentino Jorge Ferioli, quien a su vez es vocal suplente de la Comisión Directiva del Automóvil Club Argentino. Luce impecable con sus neumáticos Avon, es atendido por mecánicos ingleses y es el mismo con el que el santafesino obtuvo cuatro podios: fue segundo en Watkins Glen y Montreal, tercero en Österreichring e Imola.

Gastón Mazzacane sobre el Williams de F-1 ex Reutemann - Foto: ACTC.

Ferioli trajo el auto desde Europa al país para homenajear al Lole en la previa del Turismo Carretera en el autódromo Roberto Mouras de La Plata. En medio de un escenario político complicado, Reutemann no se hizo presente y su lugar fue ocupado por Mazzacane, el último argentino que corrió en Fórmula 1. No es nada contra Gastón pero ojalá esto se repita la exhibición con el Lole al volante, hacemos votos por eso.

comentarios

Tags: , ,

Fittipaldi aceleró su Lotus 72 por las calles de San Pablo 37 años después (ver video)

Posted on 04 noviembre 2010 by Sergio Cutuli

Emerson Fittipaldi es un ídolo más que vigente en Brasil. Pudimos ver lo que el bicampeón mundial aún genera en la gente en el Salón de San Pablo, donde estuvo presentando el Chevrolet Omega que lleva su nombre. Ahora, a pocas horas del Gran Premio de Brasil de Fórmula 1 -donde Fernando Alonso, con Ferrari, puede alcanzar el campeonato del mundo de pilotos- el veterano piloto de 63 años salió a promocionar la carrera nada menos que por las calles paulistas.

Emerson Fittipaldi y su Lotus 1972

Después de 37 años, Emerson se volvió a poner al volante de su Lotus 1972 y no defraudó: en un tramo alcanzó los 250 km/h, velocidad medida por radar fotográfico. El recorrido -cerrado al tránsito, claro- incluyó un paso por la Marginal Pinheiros, una de las principales arterias paulistas, atravesó el río del mismo nombre por la Puente Estaiada y estacionó su Lotus frente a un hotel en el barrio de Brooklin Novo. “Mándenme la infracción a la sede de Lotus”, bromeó Fittipaldi al ser informado de la fotomulta.

“Fue muy emocionante. Recordé muchas cosas buenas. Fue con este auto que tuve mi primera victoria y mi primer título. Nunca imaginé andar con él por la Marginal Pinheiros”, declaró el brasileño al final de su experiencia. El evento sirvió además para conmemorar los 40 años de la primera victoria de Emerson en la máxima, el Gran Premio de EE.UU de 1970.

¿El Lole al volante del Williams?
Argentina tendrá un momento de emoción similar en la próxima competencia del Turismo Carretera en La Plata, el 14 de noviembre. Allí se presentará el Williams FW07B/8 que Carlos Alberto Reutemann utilizó durante varios grandes premios en la temporada 1980, donde se consagró campeón su compañero de equipo, Alan Jones.

La primicia del fotógrafo Jorge Marchesín fue confirmada en las últimas horas ya que la producción de las imágenes le fueron encargadas por las principales revistas de F1 de Europa. Jorge Ferioli, empresario argentino y vocal suplente de la Comisión Directiva del Automóvil Club Argentino, es el dueño del auto que viaja de Europa a la Argentina en estos días. Ahora sólo resta saber si efectivamente Lole se subirá, ojalá que así sea.

comentarios

Tags: , ,

Cosas de Autos celebra sus primeros 1.000 fans en Facebook: ganadores del sorteo

Posted on 30 agosto 2010 by Sergio Cutuli

Cualquier excusa es válida para hacer un sorteo y agradecerles a todos el estar del otro lado, leyendo, comentando, sugiriendo, participando y haciendo crecer Cosas de Autos. Por eso, con motivo de que este lunes el blog alcanzó la marca de los primeros 1.000 fans en Facebook (facebook.com/cosasdeautos) se me ocurrió que era una buena oportunidad para hacer un sorteo y que se lleven algo a sus casas.

En este caso se trata del libro “Ser o no ser” la biografía de Carlos Alberto Reutemann que Sudamericana acaba de editar y cuyo autor es el periodista, escritor y guionista uruguayo Gabriel Pandolfo. Si bien el libro hace un repaso por toda la vida del Lole (deportiva, sentimental y política) lo que al menos a mí me interesó es el motivo por el cual el santafesino se hizo conocido; quizás por eso en la tapa se lo ve sonriente, luciendo su más conocido buzo antiflama rojo. El libro contiene gran cantidad de fotos que repasan la vida del subcampeón mundial de Fórmula 1, muchas de ellas poco conocidas.

'Ser o no ser', la biografía de Carlos Reutemann. Autor: Gabriel Pandolfo.

Hay cinco ejemplares de este libro entre todos los que envíen un e-mail a: concurso3@cosasdeautos.com.ar con sus datos personales (nombre completo, DNI y teléfono de contacto) y respondan las siguientes cinco preguntas acerca de su relación con Cosas de Autos:

1. ¿Cuánto hace que leés Cosas de Autos?
2. ¿Cómo llegaste? (Por búsquedas / Por recomendación).
3. Cuántas veces por día lo visitás.
4. ¿Sos de dejar comentarios? ¿Y de leer los comentarios de los otros?
5. ¿Qué es lo que más te gusta y qué le cambiarías?

El sorteo se realizará el domingo 29 de agosto y al día siguiente se darán a conocer los ganadores. Nota: el envío del libro a los ganadores no está incluido.

Un agradecimiento a la gente de Sudamericana en especial a Fabián F. -amigo de la casa- quien gestionó los ejemplares para que hoy podamos celebrar con más ganas.

ACTUALIZADO 30 de agosto

Realizado el sorteo los ganadores del libro son:

Francisco Bouzat
Enrique Lisjak
José María Sosa
Jorgelina Berducq
Sebastian de Pablo

Combinaremos con ellos de manera particular la entrega de un ejemplar a cada uno. Muchas gracias a todos por participar.

comentarios

Tags: , , ,

Argentina: sale a la venta un exclusivo BMW M1 a 199 mil euros

Posted on 20 agosto 2010 by Sergio Cutuli

Sale a la venta un exclusivo BMW M1 en Argentina

No es algo que se vea todos los días y mucho menos en las calles de Buenos Aires, por ese merece la mención. En un concesionario de Vicente López está a la venta este exclusivo BMW M1 que se supone es el único de la Argentina y uno de los dos que llegaron a la región (el otro está en Colombia). Se trata de una unidad de color blanco con la decoración tradicional en rojo, azul y celeste, propia de la línea M.

Sale a la venta un exclusivo BMW M1 en Argentina

Además de un diseño de Giorgetto Giugiaro que impresiona y una ligera carrocería de fibra de vidrio, el M1 cuenta con un potente motor central trasero de 6 cilindros que alcanza los 273 cv.

¿El precio de esta reliquia? Exclusivísimos 199 mil euros. Un valor “lógico” para una pieza única con apenas 30 mil km., ya que se produjeron apenas 399 unidades de este modelo. La unidad está en perfecto estado de conservación y en poder de un simple concesionario sino de Jorge Cupeiro, nada menos, ex piloto que supo brillar en las décadas del ’60 y ’70.

El BMW M1 en manos de Carlos Reutemann.

Un auto de carrera
El BMW M1, cabe recordar, alguna vez fue corrido por Carlos Alberto Reutemann en la categoría ProCar, allá por 1979 y 1980, junto a otros grandes pilotos de por entonces y de la Fórmula 1 como Niki Lauda (campeón ’79), Nelson Piquet (campeón ’80), Alan Jones, Didier Pironi, Jacques Laffite y hasta Ron Dennis, luego jefe de McLaren. Lole ganó en la competencia de Brands Hatch, el 12 de julio de 1980, y finalizó esa temporada en la quinta colocación.

El BMW M1 en Top Gear

Gracias a Xavi por el dato.

comentarios

Tags: , ,

Pechito López, con un pie en la Fórmula 1

Posted on 16 septiembre 2009 by Sergio Cutuli

José María López en su etapa como piloto del equipo Renault F1.

Las negociaciones por intentar llevar a José María López a ocupar una butaca en la temporada 2010 de la Fórmula 1 parecen estar bien encaminadas. Luego de ser tildadas de maniobra de prensa, se acerca el momento de la definición y se conocen detalles que podrían terminar con el piloto cordobés en la máxima categoría del automovilismo mundial.
El periodista y empresario Felipe McGough es uno de los encargados de la negociación y este martes brindó precisiones en tono esperanzador. Es casi seguro que Pechito tenga una butaca en la Máxima. Me contacté con Lole Reutemann para que nos dé una mano con sus contactos. Eso fue una puerta importante. Ya se consiguió el 85% del presupuesto, pero no podemos decir cuáles son las empresas porque sus representantes nos exigieron reservas”, le dijo McGough Corsa on-line.
López estaría cerca de subirse a uno de los autos de la escudería debutante USF1, propiedad de Peter Windsor, ex jefe de prensa de Williams en la época que Reutemann corría en el equipo inglés. “Windsor aseguró que Pechito era el piloto más completo luego de una evaluación que hicieron entre una serie de postulantes”, dijo McGough remarcando la importancia del contacto entre el santafesino y Windsor.
“En un principio se dijo que en este mes se iba a resolver el tema. Pero todo el parque de la Fórmula 1 está pendiente del triángulo Räikkönen-Massa-Alonso en Ferrari. Es decir, mientras no se defina ése tema, Renault no decidirá su continuidad, al igual que Toyota, y otros equipos. Se puede generar un efecto dominó con muchísimos cambios en la plantilla de pilotos. Según lo que pase con eso, el mercado de pases comenzará a fluir”, declaró McGough.
Todo parece bien encaminado pero habrá que esperar para descorchar el champagne. Como decía Juan Manuel Fangio, la carrera no se gana hasta que se baja la bandera de cuadros.

comentarios

Sergio Cutuli

Amante de los autos desde chico y periodista desde los 20 años, conjugué pasión con oficio y en 2006 le di forma a este blog.

Esta página requiere Flash 9
Esta página requiere Flash 9
Esta página requiere Flash 9
Esta página requiere Flash 9