De la mano de los chinos, MG y Rover podrían volver a ser una

0

MG Rover

Por esas cosas de los negocios y la globalización, en su momento Rover y MG fueron una sola empresa y luego vendidas por separado. Y no sólo eso, también se vendió a distinto comprador la marca como nombre y los derechos para fabricar los modelos. Bueno, ahora que ambas empresas inglesas están resurgiendo por separado de la mano de automotrices chinas, las mismas planean unirse para formar una única automtriz capaz de hacerle frente a competidores europeos, japoneses y estadounidenses.
Por un lado está SAIC (cuyo nombre significa Corporación Industrial del Automóvil de Shanghai), el mayor fabricante chino de vehículos, que está produciendo desde el año pasado el modelo Roewe 750C, lo que era el Rover 75 pero sin derecho a usar la marca.
SAIC pagó en su momento unos 67 millones de libras por los diseños y derechos de propiedad intelectual de los modelos Rover 75, Rover 25 y algunos de los motores .
Por el otro está Nanjing Auto Corporation (NAC), una automotriz chica que en 2005 compró por 50 millones de libras los derechos para usar las marcas MG y Austin, y producir algunos modelos (como el 25, 45 y 75), líneas de ensamblaje completas, equipamiento de investigación y desarrollo, y además alquiló por 33 años el predio donde se encuentran las instalaciones en Longbridge, Inglaterra. Desde mayo pasado, Nanjing produce en China el modelo TF, el cual ya tiene destino europeo y que sería fabricado también en Reino Unido con muchos de los empleados británicos que alguna vez trabajaron en esa planta.
Ahora bien, los derechos de la marca Rover pertenecen a Ford, que a mediados de 2006 se los compró a BMW, no para usarla sino que como había adquirido Land Rover, no quería que nadie hiciera un mal uso de la misma y la desprestigiara. Ahora que la casa del óvalo se está desprendiendo de Land Rover (como así también de Jaguar y Volvo), nadie parece haberse acordado del emblema del barco vikingo.
Si los chinos de SAIC y Nanjing se unen, como es la intención de los gobiernos de Shanghai y de la provincia vecina de Jiangsu donde se radican estas empresas, podrían comprar la marca Rover y, una vez juntas, volver las cosas un poco a la “normalidad”.

Post relacionado:
En China volvió MG y se celebra hasta en Argentina

Sobre el Autor

Amante de los autos desde chico y periodista desde los 20 años, conjugué pasión con oficio y en 2006 le di forma a este blog. Para saber más sobre mí hacé clic en la casita ->