El ex futbolista Bruno Marioni debutó como piloto en la Fiat Linea Competizione

1

Buen debut de Bruno Marioni con el buzo antiflama

El ex futbolista Bruno Marioni debutó este domingo en el automovilismo y lo hizo nada menos que con un cuarto puesto en el trabado trazado callejero de Punta del Este. El ex delantero de Newell´s, Estudiantes de la Plata, Independiente y Boca (entre otros equipos) se retiró del fútbol en noviembre del año pasado (cuando jugaba en Estudiantes Tecos de México) y -desde entonces- se puso como meta debutar como piloto en la Fiat Linea Competizione, categoría telonera del TC2000, y parece que mal no eligió. Al respecto de la competencia de este fin de semana declaró: “Fue una muy buena carrera, estoy muy contento. Había que tener tranquilidad, cuidarse y tener paciencia. El resultado final es más que satisfactorio”.
Pero Marioni no sólo es una apasionado de los autos sino que además es concuñado de Leonel
Pernía
, piloto del equipo oficial Honda de TC2000, quien lo está guiando en sus primeros pasos al volante. El goleador ya había tenido un auspicioso primer contacto hace algunas semanas en Buenos Aires, donde corrío por primera vez al volante del Fiat Linea en una carrera preparatoria y extraoficial en la cual clasificó noveno y terminó tercero.
Dijo que ya le ofrecieron correr en Top Race Junior pero él prefiere ir de a poco.

Un loco de los autos
Marioni es, como tantos jugadores y ex jugadores de fútbol, un apasionado de “los fierros”. No sólo le gusta comprar lindas máquinas sino también ver automovilismo por TV o en los autódromos. Pero en su caso, con la posibilidad aún más cercana de poder subirse a un auto de carrera, debido a su relación con Pernía. Pero esto no es nuevo y ahora que está retirado afloró una anécdota que pocos conocían hasta el momento.
“Yo estaba jugando en Pumas, en México. En unas vacaciones me vine de allá y Leonel corría en Río Cuarto, en el TC Pista. En la semana me hice mi carnet de copiloto y me fui a Río Cuarto con la idea de correr con él. Clasificamos. Y salimos a la serie. Cuando veníamos terceros, Darío Lacette nos tocó de atrás y nos hizo pegar contra un paredón a 220 kilómetros por hora. El auto quedó destrozado, no sirvió más. A nosotros no nos pasó nada. Lo gracioso de esto fue que como yo tenía contrato en Pumas no podía salir a la luz, recordó Marioni al diario Olé.
“Bajamos del auto, Leonel se sacó el casco. Y yo me dejé el casco, el buzo de mi socio Daniel y anduve media hora después del accidente con el casco puesto. Todos venían y me preguntaban: “¿Cosenza, estás bien?”. Y yo les decía que sí. Después salí corriendo y me saqué todo”.

Bruno Marioni

Sobre el Autor

Amante de los autos desde chico y periodista desde los 20 años, conjugué pasión con oficio y en 2006 le di forma a este blog. Para saber más sobre mí hacé clic en la casita ->

Comentarios

  1. los goles que hiciste en NOB y habre gritado y alentado.delantero con garra y mucho huevo.y pensar que ahora esta el muerto de bieler que no la mete ni con la mano.suerte maestro.